Archive for the ‘4.4.1.2.2 Proyecto Olweus de Prevención del Bullying’ Category

4.4.1.2.2 Proyecto Olweus de Prevención del Bullying

Sunday, September 5th, 2010

Un ejemplo de la aplicación exitosa de un enfoque general de la escuela se puede ver en el Proyecto Olweus de Prevención del Bullying.

El Proyecto Olweus de Prevención del Bullying funciona en tres niveles:

Intervenciones en toda la Escuela

  • Administración del Cuestionario Acosador/Victima de Olweus sobre el Bullying (contestado de forma anónima por los alumnos)
  • Formación del Comité Coordinador de la Prevención del Bullying
  • Formación del personal
  • Desarrollo de normas para toda la escuela contra el bullying
  • Desarrollo de un sistema coordinado de vigilancia durante las vacaciones.

Intervenciones a nivel aula

  • Reuniones regulares de aula sobre el bullying y las relaciones entre compañeros
  • Reuniones con los padres de los niños de la clase

Intervenciones a nivel individual

  • Reuniones individuales con los niños que son agresores
  • Reuniones individuales con niños que son víctimas de un acoso
  • Reuniones con los padres de los niños afectados

Un aspecto clave del Proyecto Olweus de Prevención del Bullying es el desarrollo de un Comité de Coordinación de Prevención de Byllying que contiene representantes del personal de la escuela, los estudiantes, los padres y el coordinador del programa. Los profesores toman parte en la formación inicial y mantienen de forma regular reuniones en el aula de clases para controlar el desarrollo de la intervención.

El enfoque general de la escuela aboga por un proceso mediante el cual todas las personas participan en la identificación del acoso, viendo dónde ocurre, la forma que toma y a los estudiantes que tienden a ser más vulnerables a la hora de sufrir intimidaciones. Los padres o cuidadores también necesitan estar informados sobre el enfoque anti-acoso de la escuela y la oferta de oportunidades para aprender sobre las maneras en que pueden apoyar lo que la escuela está haciendo, con el fin de crear un clima escolar positivo y así reforzar las virtudes del hogar con respecto a la sensibilidad, responsabilidad, la compasión y el respeto por los demás. De esta manera, la escuela, con el tiempo, crea una cultura que valora el respeto mutuo y la cooperación.